Enamorado de mi mujer

      No hay comentarios en Enamorado de mi mujer

En Enamorado de mi mujer, el actor y director Daniel Auteuil (“Una razón brillante”) lleva a la gran pantalla la obra teatral “L’envers du décor”, escrita por Florian Zeller, responsable también del guion adaptado. A Daniel Auteuil, que interpretó al protagonista de esta comedia en los escenarios y que encabeza el reparto en la versión cinematográfica, le acompañan Gérard Depardieu (“Salir del armario”), Sandrine Kiberlain (“Mademoiselle Chambon”)  y Adriana Ugarte (“Julieta”).

Sinopsis

En el transcurso de una cena con su esposa Isabelle (Sandrine Kiberlain), su amigo Patrick (Gérard Depardieu) y Emma (Adriana Ugarte), la novia de este último, Daniel (Auteuil) se debate entre la fantasía y la realidad, arriesgándose a dejar atrás su vida de hombre felizmente casado.

Veteranos

Los años no perdonan a nadie. Ni siquiera a grandes actores como Gérard Depardieu o Daniel Auteuil, quienes ya trabajaron juntos en la exitosa y entrañable «Salir del armario» (2001). Sin embargo, mientras Auteuil convence en su papel de hombre maduro perdidamente enamorado de una joven actriz, Gérard Depardieu parece no encajar con el personaje al que da vida. Y es que su pobre estado de salud es demasiado evidente.

Por su parte, y en su primera incursión en una producción francesa, Adriana Ugarte, con su sonrisa, su encanto y su sensualidad, se convierte en el objeto de deseo de los dos protagonistas y en el principal motivo de los celos que corroen a la esposa de Daniel, interpretada a la perfección por Sandrine Kiberlain

Fantasía y realidad

En Enamorado de mi mujer la línea entre realidad y fantasía es casi inexistente. No obstante, este juego de historias paralelas pierda su frescura inicial a medida que avanza la película. También es cierto que la mitad de nuestra vida la pasamos imaginando lo que podría ser o lo que podría haber sido, y es por eso que Enamorado de mi mujer es un muy fiel reflejo de nuestras «inútiles» ensoñaciones.

Del escenario a la gran pantalla

Al tratarse de la adaptación de una obra teatral, son los actores los únicos encargados de captar o no la atención del espectador. Sin embargo, a la hora de representar los deseos y miedos de los personajes, el cine juega con ventaja porque podemos abandonar el salón donde tiene lugar la cena para darnos un baño en Ibiza, volar a Venecia o pasear por el corazón de París mientras suena de fondo la música jazz de Thomas Dutron.

Conclusión

Enamorado de mi mujer es una comedia nada pretenciosa que, a pesar de resultar ligeramente repetitiva, entretiene y consigue dibujar una sonrisa en los labios del espectador buena parte de su corto metraje.

Valoración final:

Leave a Reply

avatar
  Subscribe  
Notify of